miércoles, 29 de julio de 2015

Niebla, simplemente.





La apatía la volvía loca. El desánimo era un depredador voraz que la agarraba de vez en cuando y no la soltaba hasta despedazarla, simplemente.
La vida desfilaba delante de sus ojos de zombie por unas cuantas semanas o meses. Luego la niebla de su cerebro se disolvía lentamente, dejando en ella surcos amargos de irrealidad.
Mientras, todo se volvía gris.
Las sonrisas eran amargas, los abrazos inertes, los besos con sabor a desdén.
Todo se derrumbaba con la impasibilidad de miles de  horas tediosas.

Entretanto ahí fuera hay vida de un color que no llega a adivinar.
La niebla la cubre completamente de un efecto daltónico que no le permite distinguir la realidad. Lucha implacable contra ese enemigo oscuro que teje con su hilo, un manto sombrío de desidia hacia el mundo exterior. Sería tan fácil abandonarse a la pereza del desánimo. Los brazos son largos, amorosos y se deslizan con dedos rápidos buscando tus flancos suaves y abiertos al sueño eterno.
Si te dejas caer, entras en una catarsis donde tu otro yo, puede flotar en un mar imaginario de emociones ininteligibles, pero eficaces para el desinterés.

Déjate llevar! grita la niebla. Piérdete en mi vida gris y olvida el color que das con indulgencia a tu mundo sencillo  y deja ese histrionismo animal con el que te cubres todas las mañanas para sobrevivir. Cualquier rincón opaco es mejor que ese perecedero lugar con el que te envuelves de sonrisas falsas.
Y durante un tiempo paradójicamente me regocijo del dolor de ver el mundo sin el prisma de color.Teñido siempre de esa niebla gris insólita y sorprendente para algunos.

Es parte de ella. De su irreal ser, el que confabula durante algún período contra la serenidad oscilante de la cotidianidad mundana. El que se divierte convirtiendo su mente en cenizas.


20 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Sí...eso es el día a día de cada uno...¿Verdad?

      Eliminar
  2. Alguna vez le hice caso a ese enemigo oscuro, hace años. Más valdría ponerse tapones en los oídos y no hacerle caso. Es difícil, la vida te lo pone complicado y el enemigo oscuro tiene buenas trampas pero por eso hay que enfrentarlas bien. El mundo, es cierto, está cargado de esas sonrisas falsas pero algunas son ciertas. Y algunas otras las puedes ofrecer tú. Espero que este verano te dé algunos motivos para reírte. Y sí, tú además tienes el volcado de sentimientos en las letras. Eso también ayuda aunque parezca que no. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suerte que todo son etapas...que lo malo desaparece, como todo...
      Pero cuando te atrapa el rebujo de un tornado lleno de cambios a los que uno le cuesta adaptarse, parece que lo más fácil es abandonarse al desánimo. Lo más fácil que no correcto.
      A mi se me notan muchos los cambios de ánimo. Está claro que mi cara no puede disimular nada. Ni mi manera de escribir.
      Aunque lo más triste...lo meto en otra parte, porque como tú bien dices Sergio, escribir ayuda mucho. No hace tanto que aprendí a canalizar toda esa ira, tristezas varias y un montón de cosas más escribiendo, buscando imágenes para secundar paranoias...y de verdad que me ha ido bien.
      Sigo sin matar a nadie... ;-)
      Gracias. Sabes...eres un cielo.
      Y yo no suelo dar cumplidos a nadie.
      besotes gigantescosssssss!!!!

      Eliminar
  3. Has descrito tan bien esa sensación -sentimiento. Pienso que todos o casi todos lo hemos sentido alguna o muchas veces. Ignorarlo y seguir buscando esas pequeñas cosas que nos hacen acercarnos de nuevo a una paleta de colores. No le hagas ni caso, vuelvele la cara.

    No me negarás que S. sabe como animar!

    Gracias S. Por recordar las sonrisas ciertas y que también está en nuestra mano crearlas :)

    :) Real

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso intento Dalt guapa!!!! darle esquinazo al gris y seguir viendo esos colores que nos ofrece en cuenta gotas la vida. Gente genial, palabras de aliento, buenas sonrisas, instantes bonitos...todo vale!!

      Millones de besos!!!
      S. es un genio!!!! y un cielito!!!

      Eliminar
  4. La vida se vuelve complicada cuando se pierde los colores de nuestros días.

    besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bastante...
      debes encontrar siempre, la manera de buscar esas briznas de color que se cuelan por debajo de las puertas o entre las cortinas de una ventana, como si fueran rayos de sol...

      muaaaaaaa

      Eliminar
  5. A veces la vida es neibla pero por poco tiempo de todas maneras la luna está siempre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y la luna se ve en todas las partes del mundo Mucha, es la misma para todos, siempre ahí brillando para cada uno de nosotros...
      un gran abrazo
      gigante

      Eliminar
  6. A veces nos "vemos" envueltos en la metáfora de la neblina... Esa en la que no "vemos" camino ni salida.
    Intentamos caminar pero a cada paso el camino se va transformando en hostilidad... Hasta que pasa, por que sí.... Todo pasa, pero en esos momentos crees que al reloj le cuesta más de lo habitual dar las horas y no saber si será definitivamente pauta, eternidad.

    A veces pasa, te entiendo tan bien!

    Mi abraz✴ de luz, ese que llega cuando la tempestad se va

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias preciosa,
      como dices, al final, pasa por que sí...a veces tarda más y otras menos...pero se disipa.
      Es difícil en estos momentos "visualizar" cosas buenas, pero uno solito ha de hacer ese esfuerzo.

      Un besazo!! y gracias!!!!

      Eliminar
  7. Lo raro, si lo piensas bien, es seguir peleando, ¿no? levantarse después de cada caída, con lo duele y lo cómodo que es el suelo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que somos masocas Beauséant...ya lo digo yo...

      Yo muchas veces haría como los niños, me tiraría al suelo y empezaría con mi pataleta histérica...creo que eso es un "trauma" que me quedó de la infancia...que no lo hice nunca...hasta en eso era estúpidamente correcta...
      Creo que me liaré la manta a la cabeza y empezaré a tirarme por los suelos y a patalear...quizás se me pasen las tonterías!!!!

      Un abrazo de horas!!

      Eliminar
  8. Me gusta mucho como escribis
    dale hace otro texto

    ResponderEliminar
  9. La seducción del gris es otro fuego de la vida, sin duda.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es cierto...
      Pero no debemos quedarnos mucho tiempo en él...
      Mejor no.

      Besos!
      encantada!

      Eliminar
  10. La niebla suaviza las aristas, le da a la vida una grisura esponjosa y placida. Se acabó la lucha, no tienes que elegir ni renunciar, es fácil dejarse llevar.

    La niebla te envuelve, regresas al útero materno, nada depende de ti...

    Por eso es tan facil que te enrede.

    Ya lo dijo Oscar Wilde, "lo raro es vivir" y lo díficil.

    A mi me gusta pelearme con la vida, disipar la niebla a manotazos, equivocarme y acertar... Volver a empezar, no rendirme aunque los dados me devuelvan a la casilla de salida.

    Me tomo la vida como un juego, Maman, pero en este juego, juego a ganar, al menos ese es mi objetivo.

    Un beso,

    Un beso,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tus comentarios siempre son letras muy sabias Tesa.
      Presto mucha atención a tus palabras y a tu manera cariñosa de expresarte. Y aprendo de tu manera de ver la vida. Me gusta mucho.

      En estos últimos tiempos estoy aprendiendo mucho, quizás también, es que me intereso en escuchar lo que me dicen grandes personas.
      Y eso siempre viene bien.

      Tengo como dos yo...el multicolor y monocolor...Mi gran suerte...es que también lucho contra todo lo que sea de una sola mirada, de un solo prisma, de exigencia, de rigidez...prefiero encontrar maneras de sortear esas "oscuridades". A veces quedo encallada, pero siempre encuentro el modo de salir.

      Me vuelvo a quedar con algo tuyo...tomarse la vida como un juego...
      que gran cosa...y tienes razón. Toda.

      Me abrazo a ti un buen rato y te doy muchos besitos!!!!
      Gracias.

      Eliminar